angelica

Escrito por: Angélica Monroy

noviembre 13, 2019

El lunes 11 de noviembre, en el auditorio Fray Bartolomé de las Casas, organizado por el Instituto Intercontinental de Misionología (IIM), se llevó a cabo el  primer Simposium de hermenéutica e interculturalidad el cual contó con la conferencia magistral “Perfiles actuales de la hermenéutica”, del doctor Mauricio Beuchot, fraile dominico, considerado como uno de los filósofos contemporáneos más importantes de Iberoamérica, investigador nacional emérito (CONACyT-SIN); entre los reconocimientos que le han otorgado se halla el doctorado honoris causa por la Universidad Anáhuac México y el de la Universidad Veracruzana. Desde 1990 es miembro de la Academia Mexicana de la Historia; de 1997 a la fecha es miembro de número en la Academia Mexicana de la Lengua y, de 1999 a la fecha, es integrante de la Academia Pontificia de Santo Tomás de Aquino de la Curia Romana y, actualmente mimbro del  IIM.

El experto expuso a los asistentes cómo fue que surgió su propuesta filosófica denominada hermenéutica analógica y los conceptos de unívoco y equívoco. Señaló que lo analógico siempre es proporción, “proporcionarnos a otro” y que “el relativismo se rebate fácilmente y la equivocidad es el arma de la posmodernidad”. Por otra parte, advirtió que la hermenéutica analógica se aplica al diálogo.

Asimismo, durante el evento se desarrolló el panel “Hermenéutica e interculturalidad” en el cual participaron el licenciado Aldo Alejandro Camacho (“De la interculturalidad al cosmopolitismo analógico”), el doctor Ramiro Gómez Arzapalo (“Eso no lo creemos aun cuando os ofendemos. Eso no lo tenemos por verdad”) y el doctor Arturo Mota Rodríguez (“Hermenéutica analógica como mediadora del conflicto de las interpretaciones en la interculturalidad”), quienes ofrecieron, desde sus puntos de vista y con ejemplos, aplicaciones prácticas a la hermenéutica analógica.

El evento fue clausurado por el padre David Félix Uribe, director académico del IIM.

* Las opiniones vertidas en las notas son responsabilidad de los autores y no reflejan una postura institucional