Blog

Escrito por: Angie Matula
Editorial UIC
agosto 10, 2018

Ser persuasivo en el trabajo es una herramienta útil. Porque te ayuda a impulsar tu carrera, a ser reconocido como profesional y a que tus labores fluyan mejor.

Persuadir es convencer a alguien para que piense de cierta manera o haga lo que quieras. Además, si lo empleas bien, te reporta grandes beneficios.

Algunas personas dominan el arte de convencer. Otras, en cambio, tienen que trabajar para desarrollarlo. Para alcanzar su objetivo, observan e imitan a los persuasivos naturales.

Aunque no se trata de una tarea sencilla, tú también puedes ser persuasivo en el trabajo.

Para iniciarte en estas artes, toma en cuenta los siguientes puntos.

Ser persuasivo en el trabajo trae grandes beneficios.

 

Identifica al público que quieres convencer

Primero, tienes que conocer a las personas de tu entorno. Sólo así sabrás de qué manera acercarte a ellas. Considera, por ejemplo, si dan pie a la conversación o no.

Comunícate de manera amable

La primera impresión es fundamental. La manera como te expresas cuenta mucho al iniciar un diálogo. Por eso, elige bien tus palabras y cuida el lenguaje corporal. Muéstrate amable.

Ten claro lo que quieres decir

Sólo podrás lograr lo que deseas cuando lo tengas claro. Una vez que lo definas, plantéalo de manera concisa para que tu público te entienda fácilmente.

No des rodeos

Si ya sabes qué quieres, evita irte por las ramas. En el ámbito laboral, donde el tiempo es oro, la gente apreciará que vayas directo al grano. Muéstrate seguro.

Escucha

La comunicación es fundamental en el trabajo. No cierres tus oídos a las opiniones de otros. Pueden enriquecerte más de lo que piensas. Podrían aportar alguna idea que tú mismo no habías considerado.

Sé asertivo

Toma en cuenta que, al escuchar a otros, tu propósito inicial puede tambalearse. Si no puedes realizar tu deseo como esperabas, negocia. No discutas y mantén la calma.

Llega a un acuerdo

Una vez que los involucrados expresen sus puntos de vista, considera todas las ideas y ve cuál es viable. También ganas cuando cedes.

No impongas

Recuerda que la razón es mejor que la fuerza. Expón tus argumentos de modo que el otro no se sienta atacado u obligado a hacer lo que tú quieres. Evita la terquedad y muéstrate abierto.

Ponte en los zapatos del otro

Escucha a los otros y atiende a sus deseos y temores. Ser empático con los demás es de gran ayuda para las relaciones personales.

Sé genuino

La mejor forma de acercarse a la gente es inspirando confianza. Corresponde con honestidad; sonríe y sé transparente. Ahórrate conflictos o situaciones incómodas.

Un punto ineludible

Una buena parte del éxito de los puntos anteriores depende del dominio del lenguaje. Además de la imprescindible corrección al hablar y escribir, conviene que eches mano de algunos recursos retóricos.

Pero ése es tema para otra ocasión.

Por ahora, esperamos que con estos pasos comiences a desarrollar tus habilidades de persuasión. En general, saber convencer a los demás es característico en los líderes.

¿Qué esperas para convertirte en líder?

Para saber más:

Licenciatura en Administración y Dirección Estratégica, Universidad Intercontinental. Disponible en https://www.uic.mx/licenciaturas/division-de-negocios/administracion-estrategica/

Careerbright, 5 essential tips to influence and persuade others at the workplace. Disponible en http://careerbright.com/career-self-help/5-essential-tips-to-influence-and-persuade-others-at-the-workplace

Entrepreneur, 6 ways to be more persuasive at work. Disponible en https://www.inc.com/young-entrepreneur-council/6-ways-to-be-more-persuasive-at-work.html

Devashish Chakravarty, “How to be more persuasive”, The Economic Times. Wealth. Disponible enhttps://economictimes.indiatimes.com/wealth/earn/how-to-be-more-persuasive/articleshow/58544741.cms

* Las opiniones vertidas en las notas son responsabilidad de los autores y no reflejan una postura institucional