Blog
Avatar

Escrito por: Eva González Pérez
Editorial UIC
agosto 20, 2018

Terrorismo y asistencia humanitaria asombran al mundo entero desde hace años. Ambos mueven al llanto. Pero uno aterroriza, mientras el otro conmueve.

Recordar para sensibilizar

Bagdad, capital de Irak, agosto de 2003, 4 de la tarde.

Un camión bomba destrozó  la sede de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). Fallecieron 22 personas, muchas más resultaron heridas. Sergio Vieira de Mello, Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos permaneció sepultado varias horas. Había sido enviado por Kofi Annan, para representar a la ONU en Irak. Al final, perdió la vida entre los escombros.

La trayectoria de Vieira comenzó a los 21 años, cuando ingresó a la ONU, mientras aún cursaba sus estudios universitarios. Los asuntos humanitarios fue la constante en los diversos cargos que ocupó.

Bangladesh, Sudán, Chipre, Mozambique, Perú, Líbano, Camboya, África, Nueva York, Kosovo, Timor Oriental estuvieron en su agenda humanitaria.

El último sitio donde estuvo fue Bagdad, donde aquella bomba truncó sus 34 años de asistencia humanitaria.

Terrorismo y asistencia humanitaria

El terrorismo siembra pavor, miedo como forma de lucha política. Busca el control mediante la destrucción del orden establecido y la instauración de la inseguridad. Porque un grupo, un pueblo aterrorizado es más fácil de ser dominado.

La asistencia humanitaria, en cambio, es la respuesta, entre otras cosas, al terrorismo. Su razón de ser no se basa en lo político, sino en la empatía hacia las víctimas. De manera desinteresada, procura el bienestar de éstas.

Día Mundial de la Asistencia Humanitaria

En 2008, la Asamblea General de las Naciones Unidas declaró el 19 de agosto Día Mundial de la Asistencia Humanitaria.

Su fin es rendir homenaje a quienes pierden la vida al prestar servicios humanitarios a millones de personas. También busca destacar la necesidad de contar con cooperación internacional para ayudar a las víctimas de conflictos bélicos.

Día Internacional de Conmemoración y Homenaje a las Víctimas del Terrorismo

En 2011, el Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas presentó su informe A/66/53, con resoluciones y decisiones aprobadas. Entre ellas, incluye la recomendación de declarar el Día Internacional de Conmemoración y Homenaje a las Víctimas del Terrorismo.

La fecha de la propuesta es, como el Día Mundial de la Asistencia Humanitaria, también el 19 de agosto. Sin embargo, la Asamblea General de las Naciones Unidas la fijó el 21 del mismo mes (A/RES/72/165).

El fin de declarar este día es honrar y apoyar a víctimas y sobrevivientes del terrorismo. Pero sobre todo renovar el compromiso de reforzar la cooperación internacional para prevenir y combatir este flagelo.

Visibilidad de terrorismo y asistencia humana

Los casos de ataques terroristas son, lamentablemente, más conocidos. Eso se debe a que reciben mayor difusión y las numerosas muertes cimbran a las masas.

Éstos son algunos de ellos, aún frescos en la memoria:

  • Malala Yousafzai casi pierde la vida el 9 de octubre de 2012. Tenía entonces 15 años de edad.
  • En Estados Unidos, miles de ciudadanos perecieron en el World Trade Center, aquel fatídico 11 de septiembre de 2001.
  • Francia fue víctima de un ataque que dejó 120 muertos y 300 heridos, en 2015.
  • El 11 de marzo de 2004, España fue vulnerada con una explosión en un tren.
  • 334 rusos murieron en el ataque perpetrado en 2004; más de la mitad fueron niños.

En esas ocasiones, la asistencia humana, silenciosa, ha estado presente. De forma abnegada y desinteresada, sus acciones han suministrado el auxilio a miles de víctimas, sin importar religión, género o raza.

Hay que destacar que el sistema de la ONU también dirige sus esfuerzos a la elaboración de estrategias eficaces de prevención en situaciones de emergencia.

De la dualidad bien/mal

Estos días internacionales —cuya proclamación surge del mismo evento— refieren a aspectos antitéticos: terrorismo y asistencia humana. Mientras uno inocula el miedo, la otra ofrece paz, esperanza.

Representan la dualidad bueno-malo que nos lleva a reflexionar sobre toda acción humana, inclinada hacia uno u otro opuesto. Amor y odio; paz y guerra; equilibrio y desequilibrio son pares dicotómicos entre los que oscilamos.

Quizá resulte sencillo entender por qué hay quienes se entregan al bien de los demás sin esperar algo a cambio. Pero seguramente nos parece más difícil comprender las razones que mueven a otros hacia provocar el mal.

Sin embargo, por su trascendencia, terrorismo y asistencia humanitaria son temas que merecen una revisión más amplia, una larga reflexión.

Porque tratan problemas concernientes a todas las personas. Y porque pueden abordarse desde diversas trincheras: la filosofía y el psicoanálisis, por ejemplo, son dos de ellas.

No al olvido

Mantengamos vivo el recuerdo  de estos dos eventos. Tengamos presentes a las víctimas y también a quienes consagran su vida por los necesitados.

Y quedémonos por ahora con la reflexión de Morandín Ahuerma:

“La vida buena se basa en actos que inducen al hombre al desarrollo de sus virtudes, no a su autodestrucción personal o como especie.”

 

Para saber más:

Licenciatura en Filosofía, Universidad Intercontinental. Disponible en https://www.uic.mx/licenciaturas/instituto-intercontinental-de-misionologia/filosofia/

Maestría en Filosofía y Crítica de la Cultura, Universidad Intercontinental. Disponible en https://www.uic.mx/posgrados/cultura-desarrollo-humano/maestria-filosofia-critica-la-cultura/

Licenciatura en Psicología, Universidad Intercontinental. Disponible en https://www.uic.mx/licenciaturas/division-de-la-salud/psicologia/

Maestría en Psicoterapia Psicoanalítica, Universidad Intercontinental. Disponible en https://www.uic.mx/posgrados/salud-calidad-vida/maestria-en-psicoterapia-psicoanalitica/

Doctorado en Psicoanálisis, Universidad Intercontinental. Disponible en https://www.uic.mx/posgrados/salud-calidad-vida/doctorado-en-psicoanalisis/

Naciones Unidas, “Sergio Vieira de Mello”, Oficina de Derechos Humanos, 2018. Disponible en https://www.ohchr.org/SP/ABOUTUS/Pages/Vieira.aspx

Naciones Unidas, “In memoriam: Bagdad, 19 de agosto de 2003”, Recordar a los caídos, 2008. Disponible en http://www.un.org/es/memorial/baghdad2003.shtml

Conferencia de Alto Nivel sobre la lucha contra el Terrorismo, “Apoyo internacional a las víctimas”, s. d. Disponible en http://www.un.org/es/counterterrorism/hlc/international-support-for-victims.shtml

* Las opiniones vertidas en las notas son responsabilidad de los autores y no reflejan una postura institucional